Corriente Marxista Internacional

Hace un mes que no tenemos carga de trabajo. La empresa deja salir a todo el que quiera irse. Al principio, a compensar con horas; ahora, quién no tenga horas se puede ir igual, pero descontándole del sueldo. Pero a pesar de esta situación, la empresa está aumentando la presión sobre la plantilla. El ratio ha ido creciendo durante estas semanas.

 

Hace un mes que no tenemos carga de trabajo. La empresa deja salir a todo el que quiera irse. Al principio, a compensar con horas; ahora, quién no tenga horas se puede ir igual, pero descontándole del sueldo. Pero a pesar de esta situación, la empresa está aumentando la presión sobre la plantilla. El ratio ha ido creciendo durante estas semanas.

Los trabajadores no tenemos por qué pagar la mala organización

El problema viene por la deslocalización de la facturación y por no acabar las obras que se empezaron para poder almacenar todo. La empresa devolvió las ayudas, para así no tener que hacer a nadie indefinido. Ahora no sólo hay poco trabajo, sino que además nos meten presión para cumplir con los ratios, que cada día que pasa son más altos. A consecuencia de trabajar más rápido, se están dando casos de que hay que repetir ciertos trabajos porque están mal realizados.

Si no hay carga de trabajo no es culpa nuestra. Nosotros somos los trabajadores. Es la dirección de la empresa la que nos tiene que buscar trabajo. Como nos dijo Pablo Francés el día que nos reunimos para que garantizase los puestos de trabajo (todavía sin firmar, ya que sólo tenemos un borrador y no dan señales de vida a pesar de nuestra insistencia) por el tema de la deslocalización: "queremos que la gente venga a trabajar feliz" y nosotros estamos con esta idea. La falta de trabajo es culpa de la empresa, por haber deslocalizado la facturación.

El ratio

Nos ponen de excusa que hay que cumplir con el ratio para no encarecer la ropa, pero esto es falso. Por muy lento que se realice el trabajo, la ropa no se va a encarecer. Cumplir el ratio no es obligatorio y no pueden decirnos nada por no cumplirlo porque, en primer lugar, cada uno hace lo que puede. Porque algunos hagan tantas unidades por hora, eso no quiere decir que el resto las pueda hacer, y es injusto e inmoral recriminar a los trabajadores por no cumplir con las ambiciones obscenas de algunos jefes. En segundo lugar, porque lo que la empresa llama el ratio medio es en realidad el ratio máximo.

Esta es la actitud real de la empresa, no la de las palabras bonitas y tranquilizadoras que hace uso en las reuniones con los trabajadores para convencernos de sus honradas intenciones de mejora y que eso también es bueno para nosotros. Durante años, Inditex creció un 25% de media, ¿la empresa nos ha subido cada año un 25% en el salario? No, lo que tenemos es porque lo hemos luchado colectivamente. Cuando a las empresas les va bien, no se acuerdan de sus trabajadores; pero cuando les va bien pero no tanto como les gustaría, siempre pretenden que los trabajadores paguemos los platos rotos de su gestión y de su avaricia.

No debemos permanecer pasivos ante esta falta de carga de trabajo y la presión constante para elevar el ratio. Debemos darles un toque de atención a todos los jefes porque su papel no es el de perro policía, sino el de organizar la sección. Lo mismo ocurre con los gestores: si le quieren hablar mal a alguien, que se dirijan al jefe de almacén o al director de la empresa. Su papel, repetimos, es el de organizar el trabajo, no dirigirse lo peor posible a los trabajadores. Si estas actitudes no se corrigen, el comité de empresa estudiará con el conjunto de los compañeros, que ya empiezan a estar muy hartos, las medidas a tomar.

Inditex no es diferente

Como venimos explicando desde el comité de empresa, Inditex no es diferente al resto de las empresas. Las empresas capitalistas sólo tienen un objetivo: obtener el máximo beneficio en el tiempo más corto posible. Y esto sólo lo pueden conseguir de una manera: explotando lo máximo posible a los trabajadores, que somos los que creamos toda la riqueza con nuestro trabajo. Esto provoca que en todo momento y lugar los intereses de la patronal y de los trabajadores sean opuestos.

Inditex ha dejado de contar con varias subcontratas, que han mandado a la calle a decenas de compañeros. ¿Por qué hay más trabajadores de subcontratas que de la principal? Pues para dividirnos, debilitarnos, para abaratar costes y fomentar el individualismo carroñero, alrededor de 600.000 trabajadores trabajan en la subcontratas a nivel mundial. Os podéis imaginar sus condiciones, un ejemplo gráfico: en la India y en China la hora de trabajo se paga a 0,8 o 0,10 céntimos, así cualquiera se hace rico a costa de la explotación y la miseria de la inmensa mayoría de la sociedad.

¿Qué hacer?

En la junta general de accionistas celebrada la semana pasada, Inditex anunció que en 2008 incrementó las ventas el 12% y obtuvo unos beneficios de 1.067 millones de euros, aprobando un reparto de dividendos de 654 millones de euros entre los accionistas. Para este ejercicio, anunció la apertura de entre 370 y 450 nuevas tiendas y un ahorro en los gastos operativos de 75 millones (sobre todo a través de planes de eficiencia energética).

La situación que estamos viviendo no está originada porque la empresa vaya mal, sino por la decisión empresarial de deslocalizar la facturación. La sección de señora supuestamente va a tardar en crecer (más de tres años si se cumplen sus previsiones) y no podemos depender de las devoluciones, por dos motivos: 1) si hay muchas devoluciones, es que no se vende y con eso va a jugar la empresa como excusa para no subir los salarios; y 2) si no hay devoluciones porque se vende, entonces no habrá trabajo.

La empresa no está actuando así por casualidad. El irse a Madrid es porque reducen costes, en transporte, en el salario de los trabajadores... Si mañana tienen que levantar el almacén para irse a otra parte del mundo, no lo van a dudar. Por eso es tan importante estar organizados, hay que hacerle frente a todos sus ataques y la única manera de hacerlo es colectivamente. Desde el comité de empresa creemos que la mejor manera de tener carga de trabajo es exigir que traigan de nuevo lo que se llevaron a Madrid, que construyan el segundo silo y que amplíen más el almacén. Hay terrenos y hay dinero. Para debatir entre todos estos temas y tomar las decisiones que veamos oportunas, llamamos a toda la plantilla a participar en las charlas.

ACUDE Y PARTICIPA EN LAS CHARLAS INFORMATIVAS

MIÉRCOLES 29

TURNO DE DÍA: HORA DE LA COMIDA EN EL COMEDOR

TURNO TARDE-NOCHE: HORA BOCATA ÁREA DE DESCANSO

COMITÉ DE EMPRESA DE PULL&BEAR

 

Narón, a 23 de julio de 2009


Nueva página

Para mantenerse al día con nuestras actualizaciones, por favor visite nuestra nueva página en luchadeclases.org