Imprimir
 

Los trabajadores de Bella Easo recibieron el 24 de noviembre la desagradable noticia de que la dirección de empresa había presentado un expediente de regulación  de empleo que tenía como consecuencia 93 despidos. A partir de ese momento la dirección de la empresa ha insultado de manera reiterada a la plantilla y a sus representantes, con ofertas inviables, que contenían violaciones del convenio colectivo, del estatuto de los trabajadores e incluso de la Constitución. Ha usado la técnica nazi de la división entre elegidos para la muerte y elegidos para el campo de concentración.

Lejos de conseguir la división que buscaba, la plantilla de la Bella Easo ha dado un ejemplo de unidad y solidaridad, demostrando estar dispuesta a luchar por su dignidad hasta las últimas consecuencias, que saldrá a la calle y permanecerá en ella porque no está dispuesta a morir escondida en un rincón como un perro. Si alguien pretende terminar con esta plantilla tendrá que dar la cara, no ocultarse tras un silencio administrativo.

Los trabajadores de Bella Easo van a continuar con la huelga indefinida que comenzó el 8 de enero, van a continuar con movilizaciones y concentraciones como la del 11 de enero a las 13:00 en la Plaza de España de Zaragoza, y no van a parar hasta que se haga justicia. En esta empresa si sobra alguien es la Dirección.