Imprimir
Cinco toneladas de aceitunas expropiadas en solidaridad con el pueblo saharaui  

El domingo 7 de enero 300 jornaleros convocados por el Sindicato de Obreros del Campo (SOC) y acompañados por otros trabajadores y jóvenes, entre los que nos encontrábamos compañeros de El Militante, ocupamos unas tierras del Cortijo Navacerrada, perteneciente a la familia terrateniente Fernández Santaella.
En realidad, esas tierras no son del cortijo, sino que son tierras públicas robadas por los terratenientes. Como si los latifundistas no tuvieran hectáreas suficientes, estos señoritos se dedican a robar las vías pecuarias impunemente.
Según el compañero Diego Cañamero, secretario general del SOC, de las 100.000 hectáreas que ocupan en Andalucía las veredas, cañadas reales, cordeles y demás vías pecuarias, los empresarios "tienen ocupadas 80.000 hectáreas, a pesar de tratarse de tierras públicas".
La ocupación fue un éxito: se consiguió expropiar cerca de 5.000 kilos de aceitunas, que posteriormente se venderán y que, como se aprobó en la última asamblea del SOC de diciembre, se destinarán a la solidaridad con la lucha del pueblo saharaui.
Queremos además denunciar aquí que, mientras los empresarios secuestran las tierras sin que sean castigados, las matrículas de los coches que llevaron a las 300 personas hasta la finca fueron fotografiadas por la Guardia Civil. ¿La Junta de Andalucía va a consentir que seamos multados por estar en una zona pública mientras otros llevan aprovechándose de ella años? Es probable, pues el SOC tiene 100.000 euros en multas por el simple hecho de luchar y denunciar una realidad sangrante: que la tierra en Andalucía cada vez se está concentrando en menos manos, en las de un puñado de terratenientes que reciben subvenciones millonarias mientras explotan salvajemente a los jornaleros autóctonos o inmigrantes.
¡Viva la lucha de los jornaleros!