Imprimir
 

Hasta hoy hemos estado viendo con claridad en Bolivia, lo que la historia de la humanidad nos ha enseñado: las clases privilegiadas: oligarquía, Burguesía y capitalistas no están dispuestos a perder sus privilegios de clase, no están dispuestos a dejar que la clase empobrecida y vilipendiada luche por sus reivindicaciones y construya una sociedad que responda a la igualdad económico-social.

 

Hasta hoy hemos estado viendo con claridad en Bolivia, lo que la historia de la humanidad nos ha enseñado: las clases privilegiadas: oligarquía, Burguesía y capitalistas no están dispuestos a perder sus privilegios de clase, no están dispuestos a dejar que la clase empobrecida y vilipendiada luche por sus reivindicaciones y construya una sociedad que responda a la igualdad económico-social.

En Bolivia se está viviendo un proceso revolucionario a partir de las jornadas de octubre de 2003, donde claramente la clase trabajadora de nuestro país dio a conocer que el sistema vigente actual (capitalismo), es putrefacto, contradictorio e incapaz de desarrollar las sociedades. Los trabajadores, campesinos y estudiantes revolucionarios encontraron al fin el norte de su lucha: enterrar el capitalismo y construir el socialismo no como una inspiración sentimental, sino como una necesidad cada vez más imperiosa.

La Derecha y la Burguesía parasitaria de Bolivia incrustada en la Oligarquía agroindustrial, ya desde hace bastante tiempo ha ido creando una serie de mecanismos;  que durante los últimos años han sabido emplear de la manera más hipócrita y demagógica, mecanismos  expresados primero en la Ley 3090 del 5 de julio de 2005, en el cual se establece que los prefectos serian elegidos por única vez por voto directo, decisión que se asumió al saber que ya había nacido en Bolivia un proceso revolucionario, no olvidemos que en ese entonces dentro del Congreso Nacional estaban incrustados los servidores de Imperialismo como Vaca Diez y Mario Cosio. Posterior a ello la Derecha intento entrampar la Asamblea Constituyente para no permitir que sus posesiones en cuanto a tierra sean afectadas además de no permitir la inclusión del sector campesino en el Estado. Consecutivamente y de manera clara y expresiva la Derecha y oligarquía nos dio a conocer un mensaje claro antes que perder nuestros privilegios de clase destruiremos Bolivia' de ahí que si analizamos los Estatutos Autonómicos no son más que una forma de ahondar sus privilegios de clase pues con ellos se atribuyen una serie de facultades como los de administrar los recursos económicos de nuestro país, legislar los derechos laborales, legislar normas en cuanto a educación, etc, de igual manera, debemos mencionar que con un discurso demagógico engañan y confunden a los compañeros de Chuquisaca, donde valiéndose del sentimiento de reivindicación regional 'Capitalia plena' ahondan la división del campo con la ciudad produciendo una serie de confrontaciones entre compañeros trabajadores y campesinos de la misma clase. Finalmente la derecha y oligarquía parasitaria y pro imperialista a asumido de forma evidente una postura fascista conformando grupos de cobardes que golpean, humillan y pretenden acallar las voces revolucionarias; pretensión que no debe ser permitida por los trabajadores-campesinos y estudiantes revolucionarios quienes lucharemos y aplastaremos a estos grupos fascistas y enterraremos a la oligarquía y derecha vende patria y con ellas a  el sistema putrefacto del capitalismo.

Las masas empobrecidas en diferentes movimientos, varias circunstancias y espacios de expresión dan a conocer que no están dispuestos a abandonar y/o abortar el proceso revolucionario que se vive en Bolivia... a pesar de estas exigencias el Gobierno actual ha ido perdiendo de forma relativa el apoyo de las masas sociales por que al contrario que escucharlas y luchar por y junto a ellas, en varias ocasiones se dispuso mas al dialogo, concertación, pacto, etc con la derecha y oligarquía diálogos que son inservibles y perjudican la continuidad y profundización del proceso revolucionario.  Las masas de trabajadores campesinos y estudiantes revolucionarios debemos estar conscientes que ninguna batalla se gana sin lucha, por esto debemos luchar de manera conjunta todos solo con un blanco la derecha y oligarquía parasitaria y pro imperialista

Frente a la ofensiva reaccionaria de la oligarquía y el imperialismo por defender sus privilegios y poder, la única vía es quitarles las palancas de poder político y económico que todavía detentan. Una reforma agraria radical, la expropiación de todas las empresas que saboteen la economía, la nacionalización bajo control obrero de los sectores estratégicos de la economía del país. Ante la ofensiva de la oligarquía y el imperialismo que han formado bandas fascistas armadas y amenazan con extenderlas a todo el país, los sindicatos de trabajadores y campesinos deben formar sus propias policías sindicales y extender la propaganda revolucionaria.

Por estas razones este 10 de agosto debemos dar a conocer que no retrocederemos ni un solo paso atrás y lucharemos para profundizar el proceso nacido en las jornadas de octubre. Los comunistas luchamos por alcanzar los objetivos e intereses inmediatos de la clase obrera campesina y estudiantil revolucionaria; pero al mismo tiempo defendemos también dentro del movimiento actual, el provenir de este proceso revolucionario.

Compañero (a): este 10 de Agosto te hacemos el llamado a  decirle :

Si al proceso revolucionario

SI  a la agenda de octubre de 2003.

SI  a la expulsión de las transnacionales explotadoras.

SI a la nacionalización de nuestras empresas estratégicas.

Fuera del gobierno a los tránsfugas y toda el ala derecha incapaz y traidora.

SI  a la lucha conjunta de los trabajadores-campesinos y estudiantes revolucionarios todos juntos al socialismo!!!

'Que las clases privilegiadas tiemblen ante una revolución socialista, nosotros no tenemos nada que perder solo las cadenas que nos atan en cambio, tenemos un mundo que ganar'

UNETE A EL MILITANTE!!!